7 feb. 2012

A Antoni Tapies

El gran Tapies ya descansa en sus magníficas obras, ejemplo de pragmatismo, profesionalidad y originalidad  que, sin quererlo, es maestro de la dignidad y decencia creativa de la que muchos artistas (llamados) debemos aprender, intentando no repetir convulsivamente campos artísticos ya trillados o hacer pintar (a bobos auto-esclavizados) puntos de colores en un lienzo y venderlo por millones... 
Simplemente buscad en la Red y degustad alguna de la obras de Antoni Tapies y veréis en su extensión, en vivo, a uno de nuestros maestros.

No hay comentarios:

Publicar un comentario